Cómo quitar el hipo

como quitar el hipo

Existen varias técnicas que pueden ayudar a quitar el hipo, entre ellas se encuentran:

  1. Beber agua: El acto de beber agua puede ayudar a estimular el nervio vago, lo que a su vez puede detener el hipo. Bebe un vaso de agua lentamente, asegurándote de tragar pequeñas cantidades a la vez.

  2. Sujetar la respiración: Sostener la respiración puede ayudar a detener el hipo. Toma una respiración profunda y aguanta el aire durante unos segundos antes de soltarlo lentamente. Repite este proceso varias veces hasta que el hipo desaparezca.

  3. Estirar los músculos: El hipo puede ser causado por la tensión en los músculos del diafragma y la parte inferior del pecho. Estirar los músculos puede ayudar a aliviar esta tensión. Levanta los brazos por encima de la cabeza y estira suavemente los músculos del pecho y del diafragma.

  4. Estimular la garganta: Algunas personas encuentran que estimular su garganta puede detener el hipo. Puedes tratar de tragar una cucharada de azúcar, presionar suavemente la parte posterior de la garganta con un hisopo de algodón o incluso tomar una cucharada de vinagre.

Si el hipo persiste durante más de 48 horas o es acompañado por otros síntomas, es importante que consultes a un profesional médico.

Si te ha gustado este post, échale un vistazo a Por qué tenemos bolsas en los ojos o también Qué es la epicondilitis.