Cómo hacer una buena bechamel

bechamel

La salsa bechamel es una de las salsas básicas de la cocina, y se utiliza en una gran variedad de platos, como las lasañas, canelones, croquetas, entre otros. Aquí te indico cómo puedes preparar una buena bechamel:

Ingredientes:

  • 50 gramos de mantequilla
  • 50 gramos de harina
  • 500 ml de leche entera
  • Sal
  • Pimienta blanca
  • Nuez moscada (opcional)

Preparación:

  1. Derrite la mantequilla en una cacerola a fuego medio-bajo. Asegúrate de que no se queme ni se dore.

  2. Agrega la harina y remueve con una cuchara de madera hasta que se forme una mezcla homogénea.

  3. Cocina la mezcla de mantequilla y harina durante 1 o 2 minutos, removiendo constantemente para que no se pegue.

  4. Vierte la leche en la cacerola poco a poco, mientras sigues removiendo con la cuchara de madera para que se integre bien con la mezcla.

  5. Continúa removiendo la mezcla de manera constante, para evitar la formación de grumos.

  6. Agrega una pizca de sal, una pizca de pimienta blanca y una pizca de nuez moscada, si lo deseas. La nuez moscada le da un toque especial a la bechamel, pero si no te gusta puedes omitirla.

  7. Cocina la salsa a fuego medio-bajo, removiendo de vez en cuando, hasta que tenga una textura suave y cremosa. La bechamel estará lista cuando tenga la consistencia deseada y se desprenda fácilmente de la cuchara.

  8. Una vez lista, retira la cacerola del fuego y utiliza la bechamel para preparar tus platos favoritos.

Con estos pasos sencillos podrás preparar una deliciosa bechamel en casa. Recuerda que la clave para una buena bechamel es tener paciencia y no dejar de remover la mezcla mientras se cocina para evitar que se formen grumos. ¡Buen provecho!

Si te ha gustado este post, échale un vistazo a Hacer ejercicio después de comer? o también tres alimentos que elevarán tu colágeno.